Hay que joderse: La ley actua contra los osos amorosos

Se puede decir mas alto, pero no mas claro, y es que hay que decirlo mas, en el Ministerio de las SGAE‘s, mas de uno se merece que le den el martillazo que le falta, pero sin hurtarle ni una sola cucharada.

Sergio Arán, un profesional del cine, restaurador de películas en la Filmoteca Nacional, entre otras cosas, fue todo feliz y jaranero, con su hija de 4 años, a comprar unos DVD’s para la niña. Sergio le marca un máximo de 3 o 4 euros de presupuesto y la niña selecciona cuidadosamente lo que quiere ver. En este caso, la primera aventura en 3D de los Osos Amorosos.

Llegados a casa y una vez puesto en marcha el DVD, la tragedia hace su aparición. Sin posibilidad de escapar, un tipo con un bate de beisbol deshace la ventanilla de un coche. La niña pregunta que porqué ese señor está enfadado.

Sergio nos cuenta todo esto en su blog, lamentándose del escaso uso de la inteligencia que hace el ministerio de cultura, si se me permite la licencia de conceder inteligencia a un ministerio (independientemente de que sea ese, precisamente). Sergio muestra un cabreo importante, yo hace tiempo que estoy cabreado. Sergio no se para en barras usando todo apelativo “cariñoso” que se le ocurre a la hora de referirse a los perpetradores de esa política de protección de la propiedad intelectual. Yo no me planteo siquiera el uso del lenguaje escrito con quien, me consta, apenas sabe lo que dice (los perpetradores, digo).

Algunos visitantes en su blog lo tachan de pobre iluso por haber comprado dvd’s originales. Tampoco hay porqué pasarse. Los principios son los principios y Sergio actuó desde su pertenencia al sector cinematográfico pensando que era su obligación y en defensa del cine (digo yo).

Algunos visitantes en su blog se quejan de su violencia verbal, a esos, el blog es suyo, y se lo folla cuando quiere, y nadie les cobra por entrar en el. No como a los que compran dvd’s originales para niños y se tienen que comer con patatas el anuncio de los cojones, los trailers de las últimas películas gore japonesas, y los de la enésima versión de la jungla de cristal o saw sin posibilidad de evitarlos, dar marcha rápida o saltar de capítulo.

No hace demasiado leía una entrevista a un crítico de cine en la que le pedían su opinión sobre el asunto de la piratería, las descargas y los DRM y su opinión era clara. Lo que mas le jodía era precisamente tener que tragarse la mierda de anuncio a sabiendas de que si se lo hubiera descargado se lo habría ahorrado.

Menealo

  1. Aún no hay comentarios.
  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: